TERAPIA FLORAL

Gente en equilibrio

Es un sistema de tratamiento natural y ecológico compuesto por un número determinado de esencias florales (a partir de plantas, árboles o arbustos). Cada una de estas esencias florales hacen referencia a un patrón mental o emocional, de tal forma que la toma de una esencia implica un equilibrio en los estados negativos. Muchos definen a este tipo de terapia como de gestión del estrés, y lo pueden utilizar tanto personas, animales o incluso plantas. No tiene ningún tipo de efectos secundarios, no existe sobre medicación e incluso estas esencias pueden ser tomadas por mujeres embarazadas o niños recién nacidos.

La terapia floral pertenece a lo que se conoce como terapias ‘vibracionales’, aquellas que se encargan de restablecer los patrones energéticos del ser humano. Según este tipo de terapia complementaria la salud

y la enfermedad son fenómenos que tienen que ver con las ‘frecuencias’ energéticas de las que está compuesto el ser humano. El sistema Flores de Bach se basa en unos principios filosóficos muy sólidos que pretenden actuar sobre patrones mentales, con todo  lo que implica el mundo emocional del ser humano (estados de ansiedad, angustia, miedo, pánico, etc.). La mayor parte de las enfermedades tienen su origen en una mala gestión del estrés, generando estados negativos que finalmente desemboca en unos síntomas físicos. Por ello la terapia floral va enfocada más a la causa que genera un cierto síntoma en el paciente.

Cada tratamiento es personalizado a partir de una fórmula floral de 30 ml, enmarcada dentro de una terapia -un proceso de comunicación- en la que se unen la persona que acude a la consulta, las esencias florales y el terapeuta. Este último es quien tiene los conocimientos específicos sobre las esencias y las técnicas de entrevista, teniendo en cuenta siempre el factor de acompañamiento del usuario. Todo ello en un proceso de cambio personal que se inicia con la terapia floral.

La filosofía de la terapia floral hace alusión a que si no hay un cambio de orientación en la vida, un cambio de actitud o una mirada diferente ante el problema, es imposible de resolver. En este sentido es una terapia holística porque consiste en un proceso de cambio asistido por las esencias florales, que actúan en todos los planos del ser humano (emocional, mental y físico). El control de las fluctuaciones emocionales que se producen desde la mente sería el objetivo prioritario, ya que la mente es la parte más sensible o sutil, donde primero aparecen los síntomas. Por ello el terapeuta se guía por estos cambios, y guiándose por cómo las interferencias externas influyen en la persona que acude a tratamiento.


*Más información / cita: tel. 687 801 265